lunes, junio 21, 2010

Una mirada a través de ojos extraños

Hoy, devuelta a mi casa me puse a observar el mundo como si yo fuera una extranjera en él. Mirar las cosas y la gente como si todo fuera nuevo. Alejé de mi mente toda concepción previa de las cosas, ideas de diseño, arquitectura, relaciones sociales, etc. Incluso de anatomía humana.

Hacer esto me dió una perpectiva asombrosa.

Pensé " ¿para qué sirve todo esto?". Miré los edificios, los restaurantes chinos con fuegos artificiales de neón, las casas y edificios. Las formas. ¿Eso de qué servía? Miré a la gente, caminando con bolsas por la calle. Yo misma llevaba una. La micro pasó frente a un gimnasio, se veía gente ejercitando con frenesí,como si se dirigieran a un sitio al que nunca llegarán...como las pesadillas en que corres sin avanzar. ¿Cuál era el sentido de todo esto? ¿Qué hacía a la raza humana tan especial, como para decir que somos mejores que los animales?

Muchas veces se nombra nuestro desarrollo, como una de las diferencias. Pero ¿la tecnología, los avances en distintos campos, incluso en el arte, nos han hecho mejores? Las comodidades se han vuelto una necesidad para el ser humano, pero realmente no logran alzarnos sobre los animales. Ellos construyen y piensan, pero como nosotros no los entendemos, creemos que somos superiores. En ese sentido seríamos superiores por nuestra ignorancia. Lamentablemente, este pensamiento dirige nuestras vidas. No somos así solo con nuestras vidas. Condenamos lo que no entendemos, lo que es diferente.

Tememos que llegue algo como el Gran Hermano, de Orwell (nada de reality, por si acaso). Pero está aquí hace mucho. Ni siquiera necesitamos tanta tecnología para eso. Juzgamos a cada individuo que quiere ser diferente, de cualquier modo. La sociedad está acostumbrada a que seamos todos iguales, todos debemos vestirnos dentro de una norma, trabajar y hacer con nuestro dinero lo que se espera que haría alguien "sensato". Lo "normal" es soñar, pero no perseguir tus sueños, y muchísimo menos lograrlos. Quienes hacen esas cosas son extravagantes y son castigados de una u otra manera. Debes tener un trabajo regular, repetitivo, endeudarte con gastos innecesarios y gastar el resto en seguros de vida. O mejor dicho de "vida". Un trabajo más original sólo se acepta si te da mucho dinero y fama. Y que ni se te ocurra gastarlo en algo que siempre quisiste. Úsalo para ganar más, eso se espera.

¿Qué haría yo si tuviera una fortuna, proveniente de donde sea? (ahora ya no importa de dónde venga, sino como lo gastes). No me interesa tener más que lo que necesito, pero supongamos...Aparte de pagar deudas, le pagaría a mi mamá para que no pelee más conmigo, querría tener tranquilidad en mi espacio personal. Compraría muchas cosas para mis gatos. También tendría más animales. Compraría un convertible rojo, antiguo, discos de vinilo y muchas muchas Barbies. Y por supuesto, viajaría. Así, suena todo muy extravagante, pero esas cosas me alegrarían. Mientras está en el ámbito sueño, es aceptable. Al momento en que me pusiera a tratar de realizarlo, capaz que hasta me declaren loca. ¿Cuál es el problema?

¿Cuál es el problema con que usara el pelo rosado? ¿o con amar a los animales? ¿o coleccionar cosas? ¿He dañado a alguien con mis sueños? No sé por qué el mundo es tan egoísta. Pero no soy la única afectada. Es más, hasta ahora he estado segura, porque sólo he llegado al nivel de buscar mis sueños. Alcanzarlos es un escándalo social. ¿Qué se cree esa persona? ¿se cree especial? Eso me hace recordar tantos visionarios, la mayoría muertos por pensar distinto, por ver unos metros más allá de su nariz. Muchas veces la gente expresa admiración por lo que nos han entregado, pero al final terminan destruyendo. Todos los problemas del mundo tienen el mismo origen.

El ser humano es el peor depredador de su propia raza. La envidia, la competencia. Buscamos perfeccionarnos, pero la famosa ley del más fuerte parece estar grabada con fuego en el ADN humano. No es una cosa de honor, es oportunismo y de ser más relevante. No es malo querer ser importante, pero trabajamos y creamos tantas cosas, que al final, ¿a quién le servirán?, ¿alcanzaremos a disfrutarlas? Ni siquiera podemos saber si duraran, pero sin duda, siempre estamos trabajando para otros, para que otros nos admiren u otros lo usen. Pero todo eso es inútil, luego que dejamos esta vida.

Lo mejor que podemos hacer es vivir la vida. Disfrutarla, amar cada momento, buenos y malos. Y mirar un poco al lado, puedes sorprenderte. Ver la belleza de la diferencia. Amar la simpleza de la vida y luego buscar la felicidad. Con lo primero estoy casi segura que se está en camino a la segunda.

1 comentario:

Simplemente..Tania dijo...

“Superiores por nuestra ignorancia”…eso es algo que no sólo se da en el campo del cuidado y respeto animal….que sin duda es temática pendiente en la mentalidad humana , sino que también se vincula a nivel general ..a la vida individualista y exitista que hoy vivimos. Existen quienes por alcanzar cierto grado de “éxito” y codearse con individuos que creen ser “intelectualmente superiores” tratan de fortalecer su autoestima a través del ninguneo o de la típica frase “pobrecito…”. Y como señalas….lamentablemente éste es el pensamiento que hoy en día dirige el pensamiento de la gran parte de la sociedad.
“Condenar lo que no entendemos” siempre ha sido causa de peleas, discusiones y guerras. Durante la niñez , la educación va orientada a que aprendamos lo que está establecido en los libros o porque “son esas las cosas que hay que saber para tener una vida laboral plena”..es decir…para que tú vida valga la pena…es decir TENER ÉXITO. Y como todo va dirigido a que sea eso lo “recomendable” y lo que es “correcto”…todo lo demás está fuera de discusión…lo que no va en esa línea….no sirve…no prosperara…no florecerá.
Incluso el tener un pensamiento y condición de vida diferente es juzgado porque el ser humano cree que estando junto a los de su misma “naturalidad física” se hace más fuerte. Sin embargo, si no existiera esta concepción de lo que es “normal” ..no existiría lo diferente….lo extraño…lo enigmático…lo inalcanzable…por eso..nada es tan negro ni tan blanco….
La ley del más fuerte siempre ha estado en la naturaleza…sin embargo..los humanos tenemos la capacidad de poder hacer notar esa fortaleza de un modo más sutil o dañino para defender nuestros intereses…tenemos la opción de decidir el por qué de nuestro actuar..pero a veces los impulsos por ganar la competencia de la vida..nos convierte en bestias..no animales….y es asi ..lo importante es lograr que aquellos a los que se les considera débiles surjan y establezcan la diferencia.
A nivel de tus inquietudes, creo que ante el medio que te rodea..y en general a todos, debes mantener viva esa virtud del soñar despierta..si se nos dio esa capacidad …hay que utilizarla y cultivarla…no esconderla….. no concibo la vida sin sueños, ni esperanzas…vivir para sobrevivir..no es vivir….jajaja aunque suene extraño. Asi que sigue admirando la simpleza de la vida…si consideras que tu felicidad va en buen camino….y si eres especial..ese ser especial que encanta…una caja de sorpresas que escoje lo que desea guardar. :P Viva la diferencia a su manera…es su vida…y sólo hay una….